Editorial

SERÁ EL SERENO, YO QUIERO 5.

#InPerfecciones
Ante la resolución del Tribunal Electoral, Bonilla Valdez ha convocado a una consulta pública para convertir en cómplices a los ciudadanos.

 

 

Carlos Rosas Cancino / @CarlosRosas_C
carlos.rc@inperfecto.com.mx

 

El pasado 2 de octubre la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación confirmó el cómputo estatal y declaró la validez de la elección para la Gubernatura de Baja California a favor del abanderado de MORENA Jaime Bonilla, solo que dicha resolución fue emitida para un periodo de dos años y no de cinco como se había aprobado en el congreso de aquel estado bajo una serie de justificaciones ridículas como la de Yeidckol Polevnski que sostuvo que la “gente” le pedía encarecidamente que Bonilla Valdez se quedara más tiempo porque era poco práctico salir “tantas” veces a votar, y como parte de la rareza de que un político –o un grupo de ellos- escuche y lleve a la práctica la voz del pueblo, ésta vez de manera pronta no dudaron en proyectarse otros tres añitos brincándose la ley “no más” porque la gente lo pide –como canción en palenque-.

 

Se aplaude la resolución del Tribunal Electoral, de hecho es lo mínimo que se esperaba puesto que no habría sustento para su existencia si se hubiera ceñido a los apetitos políticos de un partido o movimiento que habían justificado la extensión del mandato en un proceso totalmente antidemocrático, incluso llegando a celebrar la burla de haberse pasado la ley por el arco del triunfo, porque resulta que para extender el mandato la voz del pueblo es la voz de dios, pero para temas de salud la voz del pueblo y los pacientes es la voz de desesperado conservadores.

 

A pesar de la resolución, la respuesta de Bonilla Valdez fue organizar una consulta pública para buscar la validación ciudadana y que junto con la reforma se publique dentro en el Periódico Oficial del estado y nuevamente regresen las sonrisas  palmadas en la espalda, símbolo del triunfo político sobre la ley y que pueda sentar el precedente en futuros procesos electorales que de generalizarse en otros estados, estaríamos ante la “creatividad” de lo vencedores en las elecciones para según su criterio poner la voz del pueblo en primer lugar y así extender los periodos de gobierno mandando al diablo las instituciones tal y como lo dijo el líder –ahora Presidente- en cierto momento que no quisiera recordar.

 

Si bien la consulta pública es un instrumento democrático para someter al escrutinio ciudadano las implementaciones de gobierno, el mensaje que se da con una consulta para extender el periodo de gobierno es de atropello a la Constitución y las leyes que emanan de ella, y que pone a la ciudadanía en calidad de cómplice de los apetitos políticos de un grupo que se autoproclama como el monopolio de la voz del pueblo. El próximo 13 de octubre se llevará a cabo dicha consulta que de ser como las otras –con profundas irregularidades- tendremos nuevamente polarización y discusiones totalmente estériles ante el pisoteo de la ley y las instituciones, pero no hay porque sorprenderse, así es la 4T.

 

#InPerfecto

Compartir
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *