Cultura

Huida hacia Tacuba y la Noche Triste…

#Cultura
HOY 30 DE JUNIO SE CUMPLEN 500 AÑOS DE LA GRAN VICTORIA DE LOS MEXICAS SOBRE LOS HISPANOS Y SUS ALIADOS

 

 

Raúl “TLAHUILCUAUHTLI” González 
raul.glz@inperfecto.com.mx

CUALLI TLANESI (BUEN AMANECER)

 

HOY 30 DE JUNIO SE CUMPLEN 500 AÑOS DE LA GRAN VICTORIA DE LOS MEXICAS SOBRE LOS HISPANOS Y SUS ALIADOS (TLAXCALTECAS”, PARA LOS INVASORES FUE LA NOCHE TRISTE, PERO PARA LOS MEXICAS FUE LA NOCHE VICTORIOSA, QUIÉN COMANDO A LAS HUESTES MEXICAS (TENOCHCAS) FUE EL SEÑOR CUITLÁHUAC. SOBRE SU NOMBRE HAY VARIAS VERSIONES: LAMA DEL AGUA, ALGA SECA, SUCIEDAD SECA, DICEN QUE EL NOMBRE REAL FUE CUAUHTLAHUAC”, “ÁGUILA SOBRE EL AGUA” EL NOMBRE DE CUITLÁHUAC HABRÍA SIDO UNA DERIVACIÓN POR PARTE DE LA MALINCHE, AL MENCIONAR EL NOMBRE REAL DEL TLATOANI, ELLA EN SON DE BURLA O DESPRECIO, LO LLAMÓ CON EL NOMBRE TE CUITLÁHUAC.

SOBRE EL ÁRBOL DE LA NOCHE TRISTE, DONDE SUPUESTAMENTE LLORÓ HERNÁN CORTÉS, HAY TRES HISTORIAS SOBRE ESTE ACONTECIMIENTO, LA HISTORIA DE POPOTLA ES LA MÁS CREIBLE, YA QUE CADA AÑO AHÍ SE HA REALIZADO LA CEREMONIA DE LA NOCHE VICTORIOSA.  

 

Huida hacia Tacuba y la Noche Triste…

 

Los combates entre mexicas y españoles duraban ya una semana, los españoles y sus aliados indígenas estaban cercados en el palacio de Axayácatl y sus alrededores casi sin alimentos, por lo que decidieron huir al punto de la medianoche del 30 de junio de 1520. Cortés dio la señal de partida y bajo la consigna de silencio, marcharon por un puente de canoas en dirección a Tlacopan (Tacuba) sigilosamente, cuidando del relincho de los caballos. Al llegar al canal de los toltecas o Tlaltecayohuacan, una anciana mexica que había salido a tomar agua en un cántaro advirtió la huida de los españoles y avisó a los guerreros aztecas. Pronto empezó a sonar el tambor de piel de serpiente del templo de Huitzilopochtli y los españoles se vieron rodeados por miles de embravecidos guerreros. En cuestión de minutos la laguna que rodeaba México-Tenochtitlan hirvió de canoas repletas de nativos armados de lanzas y flechas, en tanto desde las azoteas miles de guerreros atacaban la retaguardia, otros nativos cortaron los puentes a tierra firme, que estaban hechos de canoas amarradas unas con otras.

 

Se dice que lograron salvarse los soldados que prefirieron deshacerse de las joyas y oro que cargaban, en tanto que muchos de los que iban lastrados por armadura de acero, barras de oro y joyas murieron ricos. Pero también hay aquí algo de leyenda: en una batalla nocturna sobre una calzada estrecha trazada sobre el agua y atacados por miles de enemigos, a la vez por ambos flancos y por la retaguardia, la salvación sólo pudo proporcionarla el valor o la suerte. El mismo Alvarado fue salvado por Martín de Gamboa, que lo subió a la grupa de su caballo y que declararía luego que éste llevaba únicamente una armadura de algodón de confección mexica y su espada toledana al cinto. Hombres y caballos se ahogaron en las acequias y pozas, se perdió la artillería, los indígenas aliados de Cortés fueron masacrados (el término es exacto, de más de mil tlaxcaltecas aliados sobrevivieron apenas un centenar) y la mitad de la tropa española quedó muerta y heridos casi todos los demás (Bernal Díaz del Castillo afirma que murieron seiscientos cristianos, más de la mitad de la hueste de Cortés). Durante los homenajes por el ascenso del nuevo emperador fueron sacrificados los españoles y tlaxcaltecas capturados. Se afirmó que el 90% del producto del saqueo del tesoro de Moctezuma se perdió.

 

Las crónicas de Indias coinciden en la tristeza de Cortés. Bernal Díaz del Castillo describe en su Historia verdadera de la conquista de la Nueva España:

Que como Cortés y los demás capitanes le encontraron y vieron que no venían más soldados, se le saltaron las lágrimas de los ojos y dijo Pedro de Alvarado, que Juan Velázquez de León quedó muerto…

…Y mirábamos toda la ciudad y las puentes y calzadas por donde salimos huyendo; y en ese instante suspiró Cortés con una gran tristeza, muy mayor a la que antes traía, y por los hombres que le mataron antes..

…Acuérdome que entonces le dijo un soldado que se decía el bachiller Alonso Pérez (que después de ganada la Nueva España fue fiscal y vecino en México): “Señor capitán, no esté vuestra merced tan triste, que en las guerras estas cosas suelen acaecer”… y Cortés le dijo que ya veía cuántas veces había enviado a México a rogarles con la paz; y que la tristeza no la tenía por una sola cosa, sino en pensar en los grandes trabajos en que nos habíamos de ver hasta tornarla a señorear…

El trayecto de los conquistadores españoles continuó de Tlacopan (Tacuba) hacia Otumba, En el camino, hacia el oriente del Valle de México, masacraron al pueblo de Calacoayan antes de pernoctar en Teocalhueyacan (actualmente San Andrés Atenco). Luego de ello, tuvieron que confrontarse nuevamente con los guerreros mexicas en el episodio conocido como batalla de Otumba, la cual terminó con la muerte del capitán mexica que iba al mando pues los perseguidores se disiparon y huyeron. Finalmente los conquistadores pudieron llegar al territorio aliado de Tlaxcala. Pasó más de un año para poder conquistar la ciudad de México-Tenochtitlan.

FUENTE: WIKIPEDIA  La enciclopedia libre

 

El famoso Árbol de la Noche Triste

Earthgonomic México A.C.

 

El ‘Árbol de la Noche Triste’ o ‘Árbol de la Victoria’ es un ahuehuete ubicado en la Calzada México-Tacuba, en la colonia Popotla de la Delegación Miguel Hidalgo, CDMX; a unas cuadras de la estación de STC Metro Popotla, que tiene como símbolo un árbol en alegoría al ahuehuete ya mencionado.

 

Árbol de Popotla

El 8 de noviembre de 1519, Hernán Cortés entró con su ejército a Tenochtitlán, matando al Emperador Mexica Moctezuma II por lo que la nobleza mexica y los sacerdotes eligen a Cuitláhuac como su gobernante y caudillo de guerra. Éste desplegó gran actividad para alistar tropas, buscó alianzas con algunos pueblos cercanos y tratar de destruir a los invasores españoles.

Los combates entre españoles y mexicas duró varios días, cuando Cortés decide huir a medianoche el 30 de junio de 1520 por uno de los puentes de canoas con dirección a Tlacopan, hoy Tacuba; no contaban con que los mexicas los descubrirían e iniciaron la batalla que dejó masacrados a los europeos. Hernán Cortés perdió la mitad de su tropa, que huía con el tesoro de Moctezuma. Las crónicas cuentan que Cortés derrotado y destruido, se sentó a llorar cubierto con las ramas del árbol.

Este árbol ha sufrido dos ataques, uno en 1972 y otro en septiembre de 1981 el cual lo consumió hasta dejar únicamente la base del tronco. El gobierno de la CDMX inició en 2013 el rescate de este lugar mejorando el aspecto del lugar en donde se encuentra.

 

Árbol ubicado en Tacuba

A 1 kilómetro del ahuehuete de Popotla, sobre la misma calzada México-Tacuba, y más referente, junto a la estación Tacuba del metro, se encuentra otro ejemplar centenario de ahuehuete. Corre el rumor, aún entre historiadores, que el ejemplar es el verdadero árbol dónde Cortés se detuvo a llorar. Lo sostiene gente de la Universidad Nacional (UNAM), gente que vive cerca y se dice que tiene la edad suficiente para serlo porque, aparentemente, el árbol de Popotla es muy joven como para haber tenido la corpulencia que dicen las crónicas de la época descrita.

Esta razón provocó en algún momento, que diversas personas pidieron el rescate del árbol por encontrarse en una zona muy transitada y descuidada.

 

Árbol de Naucalpan

En Naucalpan, de acuerdo al cronista Ricardo Poetry Cervantes Zebadúa, el verdadero árbol de la noche triste está ubicado en Naucalpan en la localidad de San Juan Totoltepec y el árbol es mejor conocido como el Sabino de San Juan Totoltepec, del cual habla en su libro “En Naucalpan (No en Tacuba) está el Árbol de la Noche Triste”

 

Sin importar cuál de los tres árboles sea aquel referido por la historia, estos ejemplares de ahuehuete son parte de la riqueza natural de nuestro país, así como testigos de la historia de México, por lo cual deben ser igualmente procurados por las autoridades, respetados y protegidos por toda la ciudadanía, porque nuestra responsabilidad social y ambiental forman parte de nuestra identidad nacional.

 

PENSAMIENTO A CUITLAHUAC

 

A TI ¡OH! GRAN SEÑOR CUITLAHUAC…

ASEDOR DE LA GRAN VICTORIA…

“DE AQUELLA NOCHE VICTORIOSA”

 

DISTE LA ORDEN DE ATACAR… 

ATACAR AL INVASOR…

MANDATO QUE…

SURGIÓ DE TU CORAZÓN…

DE GUERRERO VENERADO…

 

TU BRAZO EJECUTOR… 

SE ALZÓ AL CIELO…

PIDIENDO FUERZA Y GUÍA…

PARA LLEVAR A CABO TAL PROESA…

 

NOCHE LLUVIOSA…

LLUVIA CONSTANTE…

QUE LIMPIA Y QUE IMPULSA…

LA FE GUERRERA…

 

NOCHE OSCURA…

QUE ABRAZA EN SILENCIO…

LA SILUETA DEL GUERRERO…

LLAMESE ÁGUILA O JAGUAR…

 

GUERREROS QUE REMAN… 

CON FUERZA INAUDITA…

INSPIRADOS POR SU CORAZÓN…

 DE TENOCHCA…

 

LAGO QUE FUISTE TESTIGO…

DE AQUELLA GRANDIOSA BATALLA…

DONDE SUCUMBIERON…

AQUELLOS INVASORES…

CARGADOS DE ORO…

Y PIEDRAS PRECIOSAS…

 

GRANDES SEÑORES ANAHUACAS…

LA HISTORIA Y NUESTROS…

 CORAZONES LOS RECUERDAN,

CON RESPETO Y CARIÑO…

 

HUEY TLATOANI MOTECUHZOMA XOCOYOTZIN… AHOOO!!!

HUEY TLATOANI CUITLAHUACTZIN… AHOOO!!!

HUEY TLATOANI CUAUHTEMOCTZIN… AHOOO!!!

Y A TODOS LOS GUERREROS Y GUERRERAS

 QUE OFRENDARON SU VIDA…

 ¡TLAZOHCAMATI HUEY MIAC!

 

#InPerfecto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *