Nacional

Los intentos de López Obrador para deshacerse del avión presidencial

#Nacional
Han pasado los años y la aeronave, que es como un “palacio de los cielos”, según López Obrador, simplemente no sale.

 

 

Con información de EL UNIVERSAL

Se ha intentado vender, rifar, rentar e intercambiar, pero los intentos no han tenido éxito para que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador se deshaga del avión presidencial TP01.

El 30 de julio de 2012, se dio a conocer que el gobierno del entonces presidente Felipe Calderón Hinojosa compró un Boeing Dreamliner 787 que costaría en ese entonces 10 mil millones de pesos.

Pero han pasado los años y la aeronave, que es como un “palacio de los cielos”, según López Obrador, simplemente no sale. El avión que “no lo tiene ni Obama”, tiene capacidad para 280 pasajeros –pero equipado solo para 80-, comedor, sala de conferencias, recámara con regadera y puede ir a Europa en 10 horas sin recarga de combustible.

En enero de 2020, ante la falta de compradores, el presidente López Obrador propuso al entonces mandatario estadounidense, Donald Trump, que comprara la aeronave y la pagara “en especie”.

“Les entregamos el avión y paguen en especie, necesitamos equipos de rayos X, ambulancias, tomógrafos, laboratorios, todo para mejorar el sector salud”, externó el presidente de México.

Luego se decidió “rifar el avión”, pero el premio no sería la aeronave, sino 20 millones de pesos para cada boleto ganador en un magno sorteo del 15 de septiembre.

En 2021, López Obrador aseguró que la vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, le sugirió venderlo a empresarios que ofertan viajes al espacio.

“Ahora que vino la vicepresidenta Kamala Harris, le comentaba yo que era tan lujoso ese avión que no teníamos quien lo comprara porque está valuado en 120, 130 millones de dólares, y riéndose me dice que a lo mejor de estos potentados que ahora ofrecen viajes al espacio, que, a lo mejor a uno de ellos, con todo respeto, le interesaría tener este avión tan lujoso”, comentó.

En marzo de 2022, el presidente López Obrador dijo que el avión presidencial tendrá uso comercial y quedaría estacionado en el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA), disponible para renta.

La aeronave quedó a cargo de la empresa militar Olmeca Maya Mexica, que operará los aeropuertos de Tulum, Chetumal y Palenque, además del AIFA y el Tren Maya, y se podrá rentar por “si alguien se va a casar, 15 años, cumpleaños, si una empresa va a premiar a sus empleados, se renta para ir a Cancún”.

En su conferencia mañanera de este lunes en Palacio Nacional, López Obrador dijo que le pidió al presidente Joe Biden intercambiar el avión presidencial por aviones de carga y por helicópteros para apagar incendios… per el tiempo pasa y no se vende el TP01.