Internacional

La “tercera vía” postula una fórmula 100 % femenina a la Presidencia de Brasil

#Internacional
En 2018, Gabrilli se convirtió en la primera brasileña en ser elegida como integrante del Comité sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU.

 

 

EFE

Los partidos de centro que postularon a la senadora Simone Tebet como candidata a la Presidencia de Brasil, en un intento por ofrecer una alternativa a la actual polarización entre Jair Bolsonaro y Luiz Inácio Lula da Silva, anunciaron este martes que su compañera de fórmula será otra mujer, la también senadora Mara Gabrilli.

Con la presentación de una fórmula presidencial 100 % femenina, los partidos de la llamada “tercera vía” dijeron que refuerzan su intención de ofrecer una alternativa totalmente diferente para las presidenciales del 2 de octubre, que tienen polarizado al país entre la izquierda representada por Lula y la ultraderecha liderada por Bolsonaro.

Tanto Lula, favorito para vencer las elecciones con cerca del 47 % de la intención de voto, como Bolsonaro, al que los últimos sondeos le atribuyen un 29 %, escogieron hombres como compañeros de fórmula.

El expresidente escogió al centrista Geraldo Alckmin como su candidato a vicepresidente y el actual jefe de Estado, que aspira a ser reelegido, al general de la reserva y exministro de Defensa Walter Braga Netto.

La postulación de Gabrilli como compañera de fórmula de Tebet fue anunciada este martes en un encuentro de los líderes de los tres partidos que se presentan como la “tercera vía”: el Movimiento Democrático Brasileño (MDB), que por muchos años fue la mayor fuerza electoral del país; el Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), liderado por el expresidente Fernando Henrique Cardoso (1995-2002), y el Partido Ciudadanía.

La coalición había acordado que el candidato a vicepresidente en la fórmula encabezada por Tebet, una senadora por el MDB, sería un integrante del PSDB y el preferido era el senador Tasso Jereissati.

Pero el propio Jereissati desistió de la candidatura debido a que los sondeos encomendados mostraron que su nombre no agregaría tanto como el de una mujer a las aspiraciones de Tebet, a quien las encuestas sólo le atribuyen un 2 % de la intención de voto.

“En las consultas percibimos que nada representaría mejor una remontada en el difícil momento que vivimos que la candidatura de una mujer también a la Vicepresidencia”, afirmó Jereissati.

“Brasil está preparado para una fórmula presidencial 100 % femenina y por eso estamos haciendo historia”, afirmó Tebet en el acto en que fue anunciada su compañera.

En la postulación de la psicóloga y publicista de 53 años como candidata a vicepresidenta también pesó el hecho de ser una de las senadoras más populares de Sao Paulo, el mayor colegio electoral del país, y su condición de persona con deficiencia física.

Gabrilli, que quedó tetrapléjica a los 26 años al sufrir un accidente, fue elegida en 2018 senadora por Sao Paulo, tras haber ejercido como diputada federal por dos mandatos seguidos en los que se caracterizó por la defensa de los derechos de las personas con deficiencias.

“Se trata de una senadora que representa a las más de 30 millones de familias brasileñas que tienen personas con discapacidad”, afirmó el presidente del PSDB, Bruno Araújo.

En 2018, Gabrilli se convirtió en la primera brasileña en ser elegida como integrante del Comité sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU.

Tebet es una de las tres mujeres entre los doce aspirantes a la Jefatura del Estado y su fórmula no es la única 100 % femenina, ya que el izquierdista Partido Socialista de los Trabajadores Unificado (PSTU) también postuló mujeres a presidencia y vicepresidencia, la sindicalista Vera Lucia y la líder indígena Kuna Ypora.