Editorial

La irresponsabilidad de AMLO

#InPerfecciones
Las prioridades de AMLO son claras, primero su investidura presidencial, después la rifa del avión y por último los ciudadanos.

 

 

Cruz Hernández Sánchez / @IamMillennial_
cruzhendez@gmail.com

 

Las prioridades de AMLO son claras, primero su investidura presidencial, después la rifa del avión y por último los ciudadanos.

 

López vive fuera de la realidad a la que cientos de miles de mexicanos se enfrentan día a día, sus únicas preocupaciones son cuidar su imagen y concretar la rifa de una avión que al momento no ha traído más que gastos para el erario público, es terco y testarudo, se rehúsa a ver el panorama completo de México, ya sea por desconocimiento o por simple desinterés López se rehúsa a tomar acción para solucionar los problemas de todos sus gobernados, desastres naturales, una pandemia, desempleo e inseguridad son el pan de cada día para un pueblo que se está cansando de mañaneras, de simple teatralidad y nada de resultados, López fue electo con la promesa de un cambio, la promesa de dar un respiro a un pueblo cansado de las viejas prácticas, lamentablemente no especificó que viejas prácticas iban desaparecer, la empatía fue una de ellas, es lejano el recuerdo de un presidente de la mafia del poder realizando recorridos por las zonas de desastre para percatarse que su pueblo estuviera bien, ya sea por vanidad o interés genuino, ellos estaban ahí, codo a codo con la ciudadanía. 

 

Es entendible que López no quiera salir de su ya gastada rutina de discursos que endulzan el oído con promesas de crecimiento y bienestar, al no salir a proclamar todos los días que se está mejor que cuando no gobernaba él su discurso pierde peso y los ciudadanos se empezaran a fijar en sus acciones, esas inexistentes acciones con las cuales ha logrado sumergir al país en una crisis ideológica, hay quien lamentablemente no puede escuchar esos discursos matutinos porque estan enmedio de una crisis, esas personas son a las cuales López ya no puede dirigirse, esas personas son a las que López les ha fallado de tal forma que la redención no es una opción, en lugar de invertir tiempo y energía en salir y predicar que las cosas “marchan bien” debería salir y tomar acción, las palabras dan consuelo, pero las acciones ayudan más. 

 

Un presidente alejado de su gente, eso es lo que és, sin importar las dimensiones de la crisis en la cual se encuentra el pueblo Mexicano, a López únicamente parecen importarle cuando puede sacar una tajada política o cuando su imagen corre riesgo de ser manchada, si el desastre cumple con esas circunstancias tomará acción y estará presente para recibir las adulaciones por su “presencia”, de lo contrario permanecerá dentro de su burbuja de medios aduladores ignorando al pueblo que durante tanto tiempo le prometió mejorar sus condiciones de vida. 

 

#InPerfecto