Sexualidad

Sexualidad sagrada.

#Sexualidad
Podemos descubrir en el yoga la coneccion espiritual-sexo,  quizá el sexo lo podemos ver como más físico y también se vale, pero la práctica del yoga tiene otras dimensiones si tu quieres conocer más y más buscar la congruencia entre mental, física y emocional y si es en pareja puede ser otra opción.

 

Rosario Aguilar.
rosario.aguilar@inperfecto.com.mx

 

Si escuchas hablar del yoga, puedes pensar en posturas, estiramiento, una opción de ejercicio más, pero como lo hemos visto es una práctica muy completa,  y una vez que te conectas puedes avanzar más y más como en el Tantra, práctica que tienen mucho más que ofrecer en salud y claridad mental, al tiempo que puede influir a ser sexualmente activos capaz de controlar el orgasmo.

Los seguidores del sexo tántrico comparten muchos principios del yoga y pueden ser prolongados y relajados y con algunos rituales los amantes llegan a conseguir una unión física y espiritual intensa y llegar al éxtasis.

 

Tantra que viene de “red” o “secreto” son textos y rituales religiosos esotéricos budistas e hindúes,  el Dios Siva explica explica la práctica del sexo consciente como un camino a aumentar la sensibilidad humana y concentrar toda la energía en una satisfacción mutua.

Todo un ritual, ¿quieres intentarlo?

Tu habitación tiene que ser un templo de amor, la iluminación con velas blancas aromáticas o un difusor con un delicado perfume,  flores blancas en floreros, aceites, bálsamos para masajes, música, fruta, agua, un ambiente agradable, lindo y relajante, sin aparatos que te interrumpan,  apaga el celular.

 

La respiración es importante,  sincroniza con tu pareja una respiración profunda y pausada, cierren los ojos y sientan como el aire recorre todo el cuerpo,  entraras en una meditación donde solo están el y tu.

Toma un aceite aromático y masajea a tu pareja, movimiento suave y lento, circulares y después de arriba abajo, e inicia la explotación de su cuerpo,  los pechos y genitales tenemos que reservarlos, acariciarse durante 15 minutos, no lleven prisa.

Un beso sin tocarse, solo mirarse a los ojos, y así mirándose primero a los ojos bésalo y recorre su cuerpo beso a beso, recorre su todo su cuerpo, pene y vulva a besos suaves y delicados.

Un descanso para retomar la respiración en forma pausada y prepararse para la penetración,  dos universos que se conectan y abren paso, es hacer el amor. Es el acercamiento de dos cuerpos, es la primera etapa la penetración debe ser estática,  el pene se queda inmóvil dentro de la vagina, y la pareja se continúa acariciando suavemente, la vagina relajada se moverá rítmicamente por sí misma, el pene responderá al ritmo.

El orgasmo puede esperar,  la sintonía de los cuerpos es tal que el poseerse mutuamente, les hará disfrutar por horas el encuentro y harás de este momento erótico lleno de pasión, llegar al orgasmo será una exposición de placer de los pies a la cabeza,  y esta es la meta a la que tienen que llegar juntos.

Así es el ritual de cómo llegar del yoga al tantra,  muchos que lo han practicado han mejorado su vida sexual y las experiencias son los más felices,  y tu ¿te atreves?

 

#InPerfecto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *