1968

LA MODA, ESE ESPACIO DE EXPRESIÓN

1968, EN LA MEMORIA DE MÉXICO

La moda, esa expresión que en el vestir expresa ideas y formas de pensar que se quedan para siempre en el imaginario colectivo.

 

Carlos Rosas C.

carlos.rc@inperfecto.com.mx

 

Estimados “InPerfectos”, hemos dado cuenta de la literatura, la escultura, los hippies, pero le llegó la hora a la moda, esa expresión que en el vestir expresa ideas y formas de pensar que se quedan para siempre en el imaginario colectivo, disfrútenlo con nosotros.

 

La moda en México ha tenido gran influencia extranjera. Se podría decir que en términos estéticos, moda, arquitectura, diseño e incluso literatura tardó en surgir en México como una pulsión pura, una que naciera o retomara las raíces aunadas a la imaginación del mexicano. Es por eso que podemos reconocer que en prendas, ropas, abrigos y accesorios hay una adopción de los patrones, las formas y las figuras que se produjeron en Europa. En los años 50 y 60, Francia y España, eran los principales países generando auténticas propuestas de piezas para vestir.

 

La mezcla de tendencias, la producción en serie, la construcción de fábricas textiles en el país le dieron un giro a la industria provocando que no se pudiera detectar qué línea comenzaba y cuál era el camino a seguir en términos de “evolución estética visual”. No obstante, hay marcadas diferencias entre lo que las personas utilizaban como vestimenta en los años 50 y 60.

 

 

En los años 50 había un predominio por el uso del color, las texturas con lunares, rayas y flores. Se podría decir que resaltaba el estilo “femenino” y recado. Se usaban los zapatos de tacón, sombreros, bolsas en la mano, guantes, velos y cintos. Accesorios que complementaban al ajuar.

Para mediados de los años 60 llegaron las minifaldas, los vestidos con cuellos destacados, pantalones cortos, pantalones lisos o estampados con blusas de botones recortadas y cinturones anchos.

 

A mediados de los 60’s, la industria de la moda sufrió un proceso de innovación y revolución, gracias a la diseñadora Mary Quant, quien impuso la moda “mini”, que no era más que un pequeño trozo de tela.  Este pequeño trozo de tela provocó la ira y el escándalo de unos padres de moral conservadora de la época, tachándolo de moda inmoral provocada por una música satánica.

 

La liberación juvenil, eso fue lo que significó esta década y este reflejo incidió también en las artes, las manifestaciones rupturistas y transgresoras llevaron al “Pop Art” de Andy Warhol.

 

Según avanzaba la década, la moda marcaba dos esquemas bien diferenciados, por un lado teníamos la moda “little girl”, donde la inocencia y la sensualidad se mezclaban, y por otro lado la moda psicodélica, de formas geométricas y rectas que comenzaban a mostrar abiertamente el cuerpo. Los vestidos y diseños geométricos, se inspiraron en la creciente competencia por conquistar el espacio, que existía entre la URSS y los EEUU.

 

Con las innovaciones espaciales, aparecieron nuevos tejidos, las telas dieron paso a los plásticos, que empezaron a utilizarse para crear todo tipo de vestidos y complementos, el plástico inundó el mercado.

 

Los pantalones vaqueros o Jeans, ya habían tenido gran importancia en los años ’50, donde su uso denotaba rebeldía. Hollywood ayudó mucho a difundir este mensaje popularizando esta prenda en películas de cowboys y en estrellas como James Dean, que impusieron entre los jóvenes la costumbre de usar vaqueros, como una prenda de expresión. Con el salto de década, esta expresión de rebeldía dio un paso más, dando lugar a los pantalones de campana.

 

Los pantalones “patas de elefante o campana” surgieron también en esta década, nacieron como respuesta de una sociedad rebelde, con ganas de romper con lo tradicional y los convencionalismos.

Los hippies llenaron de flores y color la sociedad mundial, gracias a los festivales de música, traspasaron las fronteras norteamericanas y desembarcaron en Europa, donde su discurso crítico y pacífico se plasmó no sólo en su voz, sino también en su forma de vestir.

Tras los clásicos “patas de elefante”, llegaron las camisas hindú, el pelo largo, todo como consecuencia de la influencia hippie. En contraste, los trajes y vestidos lucían con pantalones ajustados.

 

La aparición de la lycra desplazó al hasta entonces imprescindible algodón. Las mujeres buscaban ante todo la comodidad, más que la belleza, consiguiendo que la moda no tuviera sexo, así nacieron las prendas unisex.

 

Estimados lectores, sin duda la moda se hizo presente de manera innegable y muchos de nuestros familiares que vieron pasar esta época que también vistió a todos en La Memoria de México.

 

#InPerfecto

 

FUENTES

https://mxcity.mx/2015/12/boom-la-moda-la-ciudad-mexico-los-anos-50-60-imagenes/

 

 

https://www.taringa.net/posts/femme/7311351/Historia-de-la-moda-Decadas-60-70-80-90-00-10-parte3.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *